Blog Blog
>
Anticipos de nóminas: Que son y como pedirlos
Compensación y Beneficios
Compensación y Beneficios

Anticipos de nóminas: Que son y como pedirlos

5/20/2021

Todos tenemos un montón de gastos a lo largo del mes. Normalmente, muchos de estos gastos son habituales: alquiler, luz, agua, comida, gasolina, etc. Sin embargo, de vez en cuando nos encontramos con gastos imprevistos que no encajan en nuestro presupuesto mensual.

Ya sea un fallo en la nevera o lavadora, una multa de tráfico o una avería en tu coche, hay gastos “sorpresa” que son todo un dolor de cabeza para la persona que los sufre. Para hacer frente a este tipo de imprevistos sin tener que tocar tus ahorros, existen los anticipos de nóminas, un derecho que todos los trabajadores tienen y que está recogido en el artículo 29.1 del Estatuto de los Trabajadores.

 

Puedes anticipar los días que ya has trabajado

Cómo seguramente sepas, siempre que cobras estás recibiendo una remuneración por las horas que ya has trabajado. Sin embargo, en el artículo que mencionamos anteriormente se establece que:

“El trabajador y, con su autorización, sus representantes legales, tendrán derecho a percibir, sin que llegue el día señalado para el pago, anticipos a cuenta del trabajo ya realizado.”

¿Qué significa esto? Que, si estamos a día 15 de mes y pides un anticipo a tu empresa, podrás recibir la mitad de tu salario. De esta misma forma, al final de mes, con la nómina, recibirás solo los 15 días restantes.

Por ejemplo, imagina que dispones de una nómina de 1.500 euros y el día 16 del mes se te estropea la nevera. Bueno, no tienes que esperar a final de mes para arreglarla, puedes solicitar un anticipo de hasta 750€, los cuales ya te pertenecen porque son días que ya has trabajado y al final de mes, cobrarás los 750€ restantes.

Existe, también, la posibilidad de anticipar salarios futuros

Si, puedes incluso anticipar el salario de días que aún no has trabajado, pero es un caso más complejo y no tan habitual.

Mientras el anticipo sobre los días trabajados se recoge en el Estatuto de los Trabajadores, anticipar sobre salarios futuros dependerá de lo que se establezca en los Convenios Colectivos, lugar donde se regula dicha posibilidad.

Por este mismo motivo, desde Payflow recomendamos que cada caso particular sea tratado acorde al Convenio Colectivo correspondiente para evitar problemas.

 

Ya sé que puedo pedir un anticipo, pero… ¿Cómo se lo pido a mi empresa?

Pese a que en el Estatuto de los Trabajadores se regula el derecho al anticipo, este no establece un proceso. Podría ser que el Convenio Colectivo establezca alguna regla al respecto, aunque tampoco es la norma.

Si nos fijamos en lo que nos dice el Estatuto del Trabajador, vemos como, la petición puede hacerse directamente por el trabajador o por sus representantes en la empresa, con la autorización del trabajador. Por lo tanto, esta petición termina realizándose, la mayoría de las veces, en formato escrito o al responsable de Recursos Humanos o responsables directos.

No existen plazos para que la empresa realice el anticipo al trabajador, pero se entiende que estos periodos no son muy largos, debido a que, si lo fueran, la propia naturaleza del anticipo perdería todo su significado.

 

¿No existe ninguna forma más fácil?

Como has podido comprobar, parece que pedir un anticipo es casi un dolor de cabeza mayor que el motivo que te ha llevado a pedirlo en primer lugar.

Por tu parte, te tienes que comer todo el papeleo, pedirlo a Recursos Humanos, dar explicaciones… y con suerte en un par de días es todo tuyo.

Por parte de la empresa, tiene que tramitar la solicitud y pagar el anticipo, hecho que afecta al flujo de efectivo. Resultando en un gasto tanto de tiempo como de dinero para el departamento de RRHH.

Entonces, ¿no hay una forma más fácil y rápida?, te preguntarás… ¡Por supuesto! Hazte un Payflow.

Si la empresa donde trabajas dispone de Payflow, cobrar la parte de tu sueldo ya trabajado, es tan sencillo como pulsar un botón en tu móvil. Con Payflow, además, evitas todos los problemas que hemos visto hace un momento, es rápido, flexible y discreto para ti. Y para la empresa no genera ningún problema en el flujo de caja porque desde Payflow nos encargamos de todo.

¿Estás seguro de que no lo quieres para tu empresa?

Puedes descubrir como Embargos a lo Bestia redujo su carga administrativa al hacer desaparecer los anticipos con Payflow en este artículo.

O si eres más de ver videos, aquí tienes la experiencia de Grosso Napoletano.